FUNDAMENTOS de la PNL

PNL

ASOCIACIÓN DE PROGRAMACION NEUROLINGÜÍSTICA DE ARGENTINA

Fundamentos básicos y principales de la PROGRAMACIÓN NEUROLINGÜÍSTICA.

Estas son notas resumidas, con el fin de proporcionar una idea sobre la temática y presuposiciones tratadas en la PNL

MAPA Y TERRITORIO

La relación mapa-territorio describe la relación entre un objeto y la representación de dicho objeto, similar a la relación entre un territorio geográfico y un mapa del mismo. ... Korzybski sostuvo que muchas personas confunden mapas con territorios, esto es, confunden modelos de la realidad con la realidad misma.

Uno de los principios más conocidos de la PNL es el que dice que el mapa no es el territorio. No sé si lo habrás oído alguna vez o si te has parado a pensar en su significado. En cualquier caso, me apetecía dedicarle una entrada a esta pequeña gran perla, porque entender lo que significa y empezar a aplicarlo en tu vida es lo que te permitirá tener más flexibilidad a la hora de pensar y abrir tu mente a otras formas de ver el mundo. Es lo que te ayudará a limar esa manía de querer llevar siempre la razón para empezar a comprender que no hay opiniones buenas o equivocadas, sino que todos en el fondo tenemos parte de razón.

¿Qué significa ‘el mapa no es el territorio’?

Verás, la frase «el mapa no es el territorio» es una metáfora. Habla de la realidad (el territorio), y de la interpretación que cada uno de nosotros hacemos de esa realidad (el mapa). Te lo voy a explicar como lo hago en mis cursos presenciales para que veas clara la diferencia.

Existe la realidad, el mundo como tal, con sus acontecimientos y los hechos que suceden. Este sería el territorio. Ahora bien, cada uno de nosotros hacemos una interpretación de esa realidad según nuestro mapa mental.

¿Y cómo se forma ese mapa mental? Tu mapa mental, el mío y el de todos, se ha ido creando por la forma en la que has ido aprendiendo a procesar la información que percibes del mundo. A medida que ibas aprendiendo qué era una puerta, quiénes eran papá y mamá, por qué es importante la familia y tantas y tantas otras cosas, ibas construyendo creencias acerca de toda esa información. No sólo eso, sino que a la vez que ibas construyendo ese mapa mental para poder ubicarte en el territorio, ibas asignando valores a las cosas y dando significado a las experiencias que te iban ocurriendo. Todo eso, conforma tu mapa mental del mundo, o sea, tu manera de percibir e interpretar las cosas que suceden.

COMUNICACIÓN

La programación neurolingüística permite identificar cómo el lenguaje -verbal y corporal- logra resonar en el interlocutor y, de esa manera, mejora la comunicación. La programación neurolingüística o PNL existe desde la década de los setenta.

RAPPORT

Construir una buena relación con una persona o grupo de personas requiere de un proceso para establecer una conexión adecuada. En ese mismo concepto reside el Rapport. Por lo general, esa conexión se basa en experiencias u opiniones compartidas, incluidos elementos como el sentido del humor. La construcción de una buena relación tiende a ser más importante al comienzo de una relación de amistad o de trabajo. La relación creada, sin embargo, puede durar muchos años.

COMUNICACIÓN NO VERBAL

La comunicación no verbal es difícil de definir, como bien propone Ray Birdwhistell “estudiar comunicación no verbal es como estudiar fisiología no cardíaca” por esa razón se hace tan difícil proponer una definición única de la misma. Para una correcta definición de la CNV (comunicación no verbal):

  1. Usando la definición general aceptada de comunicación (emisor, receptor y mensajes) en donde podemos aceptar que cualquier comportamiento es considerado comunicación.
  2. Usando la perspectiva de la distinción entre los conceptos de información, comportamiento y comunicación.
  3. Usando la perspectiva del emisor, el receptor o del mensaje.

CREENCIAS

Una creencia es la capacidad o cualidad de una persona de poner el corazón o la confianza en algo, independientemente del raciocinio. Las creencias son consideradas desde la perspectiva de la PNL (Programación Neurolingüística) como uno de los niveles de cambio y aprendizaje fundamentales.

METAPROGRAMAS

En PNL al hablar de metaprogramas estamos hablando de filtros inconscientes que son los responsables de dirigir nuestra atención hacia determinadas cosas, y de cómo procesamos la información que recibimos.

Un sujeto A y un sujeto B pueden percibir y reaccionar de manera diferente un mismo mensaje. Una persona puede ver un vaso medio vacío, y otra un vaso medio lleno, siendo que las dos miran el mismo vaso. Dos personas escuchan un mismo discurso, una se siente motivada con una mayor predisposición a la acción y otra ni siquiera se da por aludida.

Por este motivo, los metaprogramas son tan importantes, se presentan como una herramienta que nos facilitan información sobre cómo percibimos el mundo y cómo lo hacen los demás.

¿QUÉ SON LOS METAPROGRAMAS?

Llamamos metaprogramas a los filtros que usamos para definir a qué le vamos a prestar atención. Son patrones internos que nos permiten formar nuestros pensamientos y dirigen nuestras acciones. Por esto también se les llama estilos de elección.

En cada momento recibimos miles de piezas de información, y sólo somos capaces de procesar alrededor de 7 partes a la vez. La mayor parte de la información la ignoramos, así formamos nuestros modelos del mundo. Los metaprogramas explican qué elecciones inconscientes hacemos para elegir qué piezas de información captamos y qué piezas dejamos fuera.

Los metaprogramas son como los programas de una computadora que procesan la información de determinada manera cuando están operativos. Determinan qué información nos llega y cómo y dan continuidad a la experiencia. Y pueden cambiar cuando varía el contexto. Puede que filtremos la información de manera diferente si estamos en casa de si estamos en el trabajo, si estamos en actividad o en vacaciones.

¿PARA QUÉ SIRVEN LOS METAPROGRAMAS?

Los metaprogramas son una excelente herramienta tanto para el cambio personal, como para las interacciones sociales.

En lo que se refiere al desarrollo propio, los metaprogramas nos ayudan a entendernos a nosotros mismos, comprender el por qué y el cómo de nuestras interpretaciones y patrones de conducta. Del mismo modo, nos facilita poder pasar a otro metaprograma para modificar valores, creencias y limitantes en una situación concreta. Así podremos elegir cómo elegir conscientemente.

Por otra parte, los metaprogramas brindan beneficios relacionados a las interacciones sociales, nos brindan un marco para comprender mejor a los demás. Sabiendo en qué metaprograma está la otra persona, podríamos construir un puente para mejorar el vínculo.

Es importante saber que no hay metaprogramas (estilos de elección) mejores o peores, todo depende la situación en los que se aplica. Los estilos de elección son claves en áreas de motivación, aprendizaje y toma de decisiones. También son útiles para adaptar nuestras palabras al modelo del mundo de nuestro interlocutor, para crear sintonía.

TIPOS DE METAPROGRAMAS

La mayoría de los metaprogramas vienen por pares complementarios. Si bien, se presentan como polos, teniendo en cuenta que todos tenemos ambos, la idea es mantener el equilibrio entre ellos. Quedarse en los polos extremos puede ser limitante.

A continuación, presentamos los estilos de elección más importantes según la esquematización de Richard Bandler. Te recomendamos que vayas viendo qué metaprograma te resuena más, con cuál te indentificás.

Others / Self

Este metaprograma nos muestra en base a las necesidades de quién actuamos, si la nuestra propia, o la de los otros.

El metaprograma Others orientadas a los demás. Esto significa que una persona Others percibe mejor las necesidades de los demás, que las propias. Cuando estamos en este metaprograma, sentimos un elevado nivel de empatía, y estamos muy pendientes de otras personas, buscando satisfacer sus deseos y necesidades, muchas veces en desmedro de las propias.

En cambio, las personas más Self están más enfocadas en sí mismas, perciben más naturalmente sus necesidades por encima de las ajenas. Regularmente, cuando estamos en este metaprograma, estamos en sintonía con nuestro propósito de vida e interpretamos y actuamos en base a nuestro amor propio.

El equilibrio de estos estilos de elección se basa en saber la diferencia entre la empatía y el vivir queriendo agradar a los demás. Así como también, priorizar el amor propio, sin caer en el egoísmo de olvidarse de los otros.

General / Específico

Este metaprograma se basa en la totalidad de los detalles y las especificaciones que hacemos de las cosas, situación, hecho o persona. ¿En qué nos fijamos? El bosque y el árbol.

Las personas con el estilo de elección general están atentos a la totalidad de las cosas. Tienen una visión global de las cosas, y por lo tanto, pasan por alto los detalles. Se elimina mucha información. Ven el bosque y no se detienen a ver el árbol. Se sienten más a gusto manejando grandes piezas de información.

Por otro lado, las personas específicas están más atentas a los detalles, describen la realidad detalladamente. Ven el árbol, la hoja del árbol. Cuando están en este estilo de elección, se sienten más cómodos manejando pequeñas piezas de información, construyendo desde lo pequeño a lo grande. Entonces al hablar incluyen mucho detalle de aquello que estamos describiendo.

Cuando se comunican una persona general con una específica, la general se perderá en los detalles que brinda la específica, así como la específica sentirá que la información que le pasa la general es insuficiente.

Marco externo / Marco Interno

El marco nos permite saber dónde están las normas o el criterio en base a los cuales tomamos nuestras decisiones.

Las personas marco interno tienen interiorizados los criterios y toman decisiones por sí mismos. Si les preguntan: “¿Cómo sabes que lo has hecho bien”? Dirían algo así como “Simplemente lo sé”.

En cambio, las personas marco externo necesitan de la opinión o instrucción de otro para hacer algo. Generalmente necesitan mayor apoyo. Estas personas necesitan que les digan que han hecho un buen trabajo para saber que así lo fue.

Bien sabemos que los metaprogramas varían dependiendo de la situación en que nos encontramos. Por ejemplo, dimos una conferencia, un examen o participamos en algún evento en el que evaluaron nuestro desempeño. Aquí se generan y se encuentran los dos marcos. El marco externo con la devolución del desempeño y el marco interno, cómo nos sentimos en relación al tiempo y esfuerzo invertido.

Es beneficioso saber diferenciar nuestro progreso personal en relación al desafío superado y las devoluciones técnicas, específicas del jurado y demás personas. No vanagloriarnos, ni tampoco autosabotearnos por ninguno de los dos marcos.

Ir hacia / Huir de

Este metaprograma se centra en la acción, ya sea escaparnos de algo que no nos gusta, o ir en busca de algo mejor. A lo largo de nuestra vida, utilizamos uno u otro estilo de elección. Tanto ir hacia y huir de tienen ventajas y desventajas, siempre depende de la situación.

Cuando nos encontramos en el metaprograma ir hacia lo hacemos a partir de los beneficios que podemos conseguir, estamos más orientados al placer. Nos centramos en las metas y vamos por aquellos objetivos que deseamos. Este estilo de elección radica en los premios y objetivos, al dar un paso, buscamos lograr algo que queremos.

Cuando estamos en el metaprograma huir de buscamos evitar problemas. Nos centramos más en evitar el dolor. Estamos más precavidos, atentos a lo que puede salir mal. Este estilo de elección se centra más en lo que no se quiere, entonces, cuando damos un paso, nos estamos alejando de algo. El beneficio de este metaprograma es que sirve para detectar errores, por ejemplo en control de calidad o auditorías.

Este es un metaprograma fundamental para la motivación de personas. La clave está en detectar si a la persona le motiva la zanahoria (ir hacia) o evitar el palo (huir de).

Listas positivas / Listas negativas

Este metaprograma se centra en las listas las usamos al describir una experiencia, situación o persona.

Cada situación, persona, objeto, lugar, etc., tiene aspectos positivos y negativos. Cuando los describimos, según nuestra mirada del mundo, sesgaremos nuestra expresión verbal a sólo una parte, eliminando la otra.

Las personas listas positivas hacen una lista de todo lo que está o irá bien, de todo lo lindo, de todo lo cómodo. Tienden a percibir lo positivo de las cosas. En un extremo, son demasiado optimistas y no observan las desventajas de la situación.

En cambio, las personas listas negativas tienen una mayor predisposición a hacer una lista de todo lo que está mal, lo que les desagrada, o parece feo.Tienden a percibir lo negativo de las cosas o el mundo. En un extremo, son demasiado pesimistas y no pueden observar las ventajas de la situación.

Al comunicarse dos personas con estos dos metaprogramas, deben comprender que ambos están viendo una parte de la situación, una cara de la moneda.

Similitudes / Diferencias

Este metaprograma entra en juego cuando hacemos comparaciones sobre alguna situación, experiencia o persona, observando ya sean las semejanzas o discrepancias.

Cuando nos encontramos en el metaprograma similitudes nuestra fijación tiende más a ver primero lo que, desde nuestro mapa, es similar. Nos enfocaremos en aquellas cosas en común entre las dos experiencias.

En cambio, cuando nos centramos en el estilo de elección diferencias nuestro foco está en registrar todo minuciosamente para ver lo que es distinto. Incluso opuesto, entre ambas.

Al igual que el metaprograma de las listas, similitudes y diferencias son las dos caras de una misma moneda. Cuando en una conversación nos detenemos sólo en una de las partes, estamos limitando nuestra visión del mundo y corremos el riesgo de caer en eternas discusiones.

Opciones / Procedimientos

Este metaprograma está relacionado con los hábitos. Se centra en las posibilidades creativas y diferentes, por un lado, y, las estructuras y pasos a seguir, por el otro.

Las personas con preferencia en metaprograma opciones prefieren poseer alternativas en una situación. Necesitan sentir que en cada momento están eligiendo. Suelen ser más creativos y quieren hacer las cosas de distintas maneras. No les llama la atención seguir el guión al pie del a letra. Les motivan las ideas desafiantes que amplíen sus posibilidades de acción.

En cambio, aquellas personas con estilo de elección procedimientos prefieren optar por métodos ya probados. Les resulta más simple seguir esquemas definidos.

En este metaprograma se sienten más cómodas con ideas que tengan garantía de éxito, que ya hayan sido probadas. Suelen seguir rutinas muy establecidas y les cuesta probar alternativas.

Proactivo / Reactivo

Este metaprograma, al igual que huir de e ir hacia, se basa en la acción.

Aquellas personas con estilo de elección proactivo tienden a iniciar la acción, toman decisiones rápidas y seguras. Desde el lenguaje se suelen usar frases completas en primera persona, demostrando responsabilidad: “Hablaré con el gerente”.

En cambio, aquellas centradas en el metaprograma reactivo suelen esperar que los otros tomen la iniciativa, prefieren seguir a un líder. Desde el lenguaje, se suelen dar vueltas y usar verbos en pasivo: “¿Habrá alguna posibilidad de que en algún momento se concerte una entrevista con el gerente?”.

Es importante en este metaprograma saber en qué momento es mejor optar por uno u otro. Reiteramos que no es bueno uno y mejor otro, siempre depende de la situación.

Asociado / Disociado

Este metaprograma hacer referencia al nivel de involucramiento emocional en las experiencias.

Cuando nos encontramos en el estilo de elección asociado tendemos a recordar una experiencia como si la volviésemos a vivir nuevamente. Solemos ver el mundo a través de las emociones, y nos volvemos más empáticos.

En cambio, cuando nos estamos en el metaprograma disociado lo hacemos desde una posición externa, los relatos, por ejemplo, en tercera persona. Vivimos situaciones como si estuviésemos fuera de ellas, y por lo tanto, no estamos tan en contacto con las sensaciones y emociones.

Desde la PNL, promovemos asociarnos a estados placenteros y disociarnos de estados displacenteros.

En el tiempo / A través del tiempo

Este metaprograma hace referencia a las maneras en que experimentamos el tiempo.

En el mundo occidental, vivimos “through time”, o a través del tiempo. Aquí el tiempo se considera como algo fijo, material, un recurso (“tiempo es dinero”); es el tiempo de los negocios.

En el mundo oriental, viven más “in time”, en el tiempo. Viven el tiempo como algo integrado al espacio, viven más en el presente que en el futuro o en el pasado. Están en el tiempo. Los horarios, las fechas límites o la concepción de “ahorro de tiempo” no son tan importantes para ellos.

Es importante, según el momento, poder movernos entre estas dos maneras de experimentar el tiempo. Por ejemplo, si tenemos que asistir a una reunión importante o cumplir un horario para tomar un avión, es más útil estar “through time”. Y cuando estamos en vacaciones, y queremos relajarnos y disfrutar, es más útil estar “in time”.

¿CÓMO NOS DAMOS CUENTA CUÁL METAPROGRAMA SOMOS?

Muy bien, ya hicimos la primera lectura exploratoria sobre los metaprogramas que existen, ahora te recomendamos que vuelvas a leer prestando mayor atención.

Tengas a mano un papel y un lápiz, observes con cuál te sentís más identificado en cada ítem y lo anotes. Como mencionamos anteriormente los estilos de elección son más bien dinámicos, y varían dependiendo el contexto. Poder ser detallista en estas cuestiones que mencionamos te harán dar un salto en tu autoconocimiento personal.

Ahora bien, para darnos cuenta en qué metaprograma estamos, debemos observar nuestros pensamientos y conductas in situ, en cada momento. Ellas son los principales indicadores. Pongamos un caso práctico.

Estamos en el trabajo y nuestro jefe nos encargó un proyecto. Nos brindó algunas indicaciones, plazo de finalización de trabajo y algunas observaciones.

Nosotros realizamos el trabajo en tiempo y forma, seguramente nos esforzamos un poco más a modo de agradecimiento por confiar. Ahora bien, acá viene lo interesante.

Una persona con una predominancia al marco interno, se sentirá bien y a gusto con su trabajo, pensará que respondió bien a las indicaciones y respondió en tiempo y forma.

En cambio, una persona que se encuentre en el marco externo, esperará a que su jefe le diga: “buen trabajo”, o “me pareció excelente tu performance”. Si esto no ocurre, la persona con de marco externo, quizás, piense que su trabajo no fue lo suficientemente bueno, incluso, podría pensar que no es suficientemente bueno.

En otras palabras, la personas con predominancia al marco interno, simplemente sabe que hizo bien su trabajo. En cambio, la persona que se encuentra mayormente en el marco externo, necesita un refuerzo positivo externo. En este caso, de su superior, para poder etiquetar a su trabajo como bien hecho.

¿CÓMO DESCUBRIMOS LOS METAPROGRAMAS EN LOS DEMÁS?

De la misma manera en que podemos observar nuestros pensamientos y patrones de conducta, también podemos observar los comportamientos de los demás.

Lo beneficioso de aplicar esta herramienta en los demás, es lograr ser más empáticos. Los metaprogramas ayudarán a no etiquetar a las personas, en base a un comportamiento que tuvo en una situación determinada.

Muchas veces se da la situación en que observamos que una persona actúa de tal manera y el resto de las personas la definen para siempre, en base a esa situación concreta.

Por ejemplo, fulanito es egoísta (metaprograma: self).

Quizás, fulanito fue self en una situación determinada, y a su vez, no quita de que en otras circunstancias, sea más others, orientado hacia los demás.

Entonces, rescatamos dos ideas importantes. Por un lado, el beneficio de entender al otro y cómo interpreta el mundo; y por el otro, para saber en qué metaprograma se encuentra otra persona. Simplemente debemos observar sus comportamientos en situaciones específicas, sin generalizar.

¿CÓMO PODEMOS HACER EL MEJOR USO DE LOS METAPROGRAMAS?

Existen diferentes estrategias para hacer un buen uso de los metaprogramas. A continuación haremos foco en tres aspectos: la observación, el equilibrio de los polos y el rapport.

En primer lugar, es necesario desarrollar la observación. En nosotros mismos y luego, en los demás. De esta manera, podremos ser conscientes en qué metaprograma estamos y, si está siendo potenciador o limitante.

Bien sabemos que, dependiendo del contexto, habrá un estilo de elección que nos beneficie, y otro, que nos limite, así como también sabemos que ninguno es mejor o peor.

La segunda idea importante para que esta herramienta de PNL nos ayude es lograr el equilibrio entre los polos, ningún extremo es bueno, y saber cómo pasar de un MP a otro, será determinante para nuestro bienestar.

Si observamos que en determinadas situaciones procedemos con el mismo metaprograma, por ejemplo listas positivas y siempre vemos las cosas buenas, distorsionamos un tanto la realidad. De este modo, es bueno tener en cuenta también lo negativo, saber que hay riesgos que tener en cuenta para evitar futuros dolores de cabeza.

La tercer idea importante para hacer un buen uso de los metaprogramas es el rapport, lograr la sintonía de mapas en las interacciones sociales. Si practicamos la observación, podremos detectar con facilidad en qué metaprograma está la otra persona.

Por ejemplo, en una reunión, si estamos explicando un proyecto, y la otra persona está más orientada a la globalidad del proyecto, sería un error perder tiempo en los detalles.

Finalmente, y a modo de síntesis, los metaprogramas son filtros inconscientes que se encargan de dirigir nuestra atención hacia cosas específicas. De esta manera se presentan como una poderosa herramienta de la PNL.

Estos estilos de elección nos brindan información sobre cómo percibimos el mundo y cómo lo hacen los demás, y de este modo proceder de la manera que más nos acerque a nuestros objetivos.

Además, nos ayudan a mejorar nuestro desarrollo personal, haciendo conscientes fijaciones inconscientes, conectarnos de una manera más genuina con los demás, modificar valores, creencias y situaciones limitantes.

Ahora que ya tenemos toda esta información, es momento de que nos pongamos a practicar. Primero, en nosotros mismos, y luego, con los demás, así ayudamos a construir puentes y mejorar las relaciones interpersonales.

METAMODELO DEL LENGUAJE

El metamodelo del lenguaje dentro de la Programación Neuro-Lingüística (PNL) es un “mapa” que ayuda al comunicador a reconocer y explicitar la manera en que las personas utilizan su lenguaje verbal para representar el mundo en el que viven.

El metamodelo del lenguaje fue desarrollado hace casi treinta años por Richard Bandler y John Grinder, creadores de la PNL, y fue publicado por primera vez en el libro La Estructura de la Magia.

Basado en la presuposición de que «existe redundancia entre el pensamiento y el lenguaje utilizado para expresarlo», podemos considerar que el metamodelo incluye las distintas maneras en que las personas conectan sus pensamientos usando el lenguaje.

A través de las distorsiones del metamodelo, una persona se puede hacer una idea de los límites, creencias, habilidades y conexiones existentes en el modelo del mundo del hablante.

¿En qué consiste el metamodelo?

Las personas no captan la realidad tal cual es, sino que se percibe a través de los filtros personales (cultura, creencias, experiencias, etc.). Ello conlleva que cada persona configure sus propios mapas mentales.

Es posible usar el metamodelo para desafiar creencias limitantes propias y ajenas. El modo de empleo es similar al de la interrogación. Sin embargo, su uso es muy delicado y requiere de un nivel de práctica considerable.

El metamodelo consiste en doce patrones de habla que están agrupados en los siguientes grupos:

  • Omisiones
  • Distorsiones
  • Generalizaciones

Las distorsiones del lenguaje forman parte del metamodelo y en muchos casos coinciden con las distorsiones cognitivas que se estudian dentro el ámbito de la Psicología. La ventaja del metamodelo de la PNL es que facilita pautas para tratarlas.

Dentro de la Psicología cognitivo conductual, las distorsiones cognitivas son esquemas equivocados de interpretar los hechos que generan consecuencias negativas: alteraciones emocionales como consecuencia de la perjudicial creencia en los pensamientos negativos, conflictos en las relaciones con los demás donde es posible que las interpretaciones erróneas generen conflictos, o en la manera de ver la vida dando lugar a una visión simplista y negativa.

En el metamodelo del lenguaje, hablamos de distorsión cuando la persona simplifica o fantasea sobre lo que es posible o había sucedido. Se consideran cuatro tipos de distorsiones en el metamodelo: lectura mental, causa-efecto, equivalencia compleja y presuposiciones.

Entre las distorsiones cognitivas destacan las siguientes

  • Lectura de mente
  • Pensar que la ausencia de efusividad significa que hay algo que está mal
  • Asumir que los sentimientos actuales van a continuar de la misma forma en el futuro
  • Etiquetas cognitivas
  • Utilizar los sentimientos como base de un juicio, cuando la evidencia objetiva no indica lo mismo

Desde la perspectiva del metamodelo las distorsiones se trabajan de la siguiente forma:

Lectura Mental

Se afirma algo que se presupone que se conoce sobre la experiencia interna de alguien.

Por ejemplo, “No me quiere”, “Tiene intereses ocultos”.

El objetivo del uso del metamodelo es encontrar el origen de la información y el criterio seguido.

Pregunta: ¿Cómo sabes tú que no te quiere?, ¿Cómo sabes que tiene intereses ocultos?

Causa – Efecto

Relaciona un estímulo con una respuesta (hace que, genera, provoca, causa, me pone, etc.).

Por ejemplo, “Me molesta cómo me miras”.

El objetivo del uso del metamodelo es encontrar la relación entre el estímulo y la respuesta.

Pregunta: ¿Cómo específicamente te molesta la forma en la que te miro?

Equivalencia Compleja

Se le da el mismo significado a dos experiencias distintas.

Por ejemplo, “No me ha llamado, no le gusto”.

El objetivo del uso del metamodelo es comprobar que la relación es cierta.

Pregunta: ¿Cómo específicamente el que no haya llamado significa que no le gustas?, ¿toda persona que no te llame significa que no le gustas?

Presuposiciones

Se da por hecho un mensaje implícito.Por ejemplo, “Será muy feliz”.

El objetivo del uso del metamodelo es desafiar la creencia.

Pregunta: ¿Qué es lo que te hace creer qué es muy feliz?

Conocer el funcionamiento de cada uno de los patrones; cómo actúa, qué oculta, qué revela, y cómo responder de acuerdo con el objetivo del comunicador que utiliza el modelo facilita una mejor comunicación y entendimiento de su realidad.

Escrito por Arantxa Cobos Aguirre.

CONGRUENCIA

Somos congruentes cuando el lenguaje verbal y el corporal (gestos, tono de voz, respiración, postura corporal) están alineados. Recordemos todo lo que expresamos con nuestro cuerpo, más allá de las palabras.

Cuando se habla de congruencia personal, nos referimos al grado de alineamiento entre los diferentes niveles neurológicos. Se dice que una persona es congruente cuando emite el mismo mensaje en todos los niveles…es alguien que realmente hace lo que dice y piensa…es consecuente.

CALIBRACIÓN

Se trata de aprender a captar los matices en el lenguaje corporal de los públicos a los que quieres dirigirte, para buscar posteriormente una sincronización que consiga una mayor efectividad en la comunicación hacia ellos.

ESTRUCTURA DE LA EXPERIENCIA

Los inicios de la PNL se remontan a la publicación del libro “Estructura dela Magia I“ donde sus autores Richard Bandler y John Grinder nos presentan el modelo de cambio personal basado en la comunicación verbal utilizada y modelado de Frits Perls, Virginia Satir y Milton Erickson. En “Estructura dela Magia II” Bandler y Grinder exploran cómo las personas nos representamos el mundo y nuestra experiencia interna, la experiencia subjetiva. 

Bandler y Grinder nunca pretendieron crear un modelo nuevo de terapia sino solo un conjunto de  habilidades que estaban inplícitas en las acciones de terapeutas excelentes en esa época Frits Persl, Virginia Satir y Milton Erickson que facilitaban y provocaban cambios exitosos. 

Por lo tanto con sus investigaciones y descubrimientos ni querían crear una terapia o procedimiento nuevo ni estaban basados en teorías o escuelas psicológicas preexistentes sino que era una visión de los procesos humanos (Perls, Satir y Erickson) a partir de los cuales se crean instrumentos como el metamodelo del lenguaje y este proceso se denomina MODELADO

Estructura de la Magia I 

–         Gracias al modelado se explicitó la sintaxis que la gente utiliza para evitar el cambio y por lo tanto ayudarlos en el proceso de cambio (metamodelo). Grinder y Bandler estudiaron como se producía el cambio en los pacientes. Satir dice en su introducción que ella sabía que era capaz de facilitar cambios y crear teorías sobre el cambio familiar pero no sabía cómo específicamente lo hacía, los elementos que, en la relación terapeuta-cliente posibilitaban el cambio, cosa que Bandler and Grinder sí (a través de la observación). A Fritz Perls, el creador dela Terapia Gestalt le preguntaron como lo hacía para provocar esas respuestas en las personas y el respondió que preguntaran a Bandler y Grinder que se lo podían explicar mejor que él mismo. 

–         Descubrieron el cómo del qué. 

–         El cambio personal tiene una estructura y por lo tanto se puede aprender, siempre que se den los recursos apropiados. 

Sobre la percepción de la realidad 

Es inherente al ser humano, hay una diferencia entre el mundo y nuestra experiencia de él y nosotros no actuamos directamente en el mundo. Cada uno de nosotros crea una representación del mundo en el que vivimos, un MAPA, REPRESENTACION o MODELO DEL MUNDO que será lo que determinará nuestra experiencia de él, el modo de percibirlo y las opciones que estarán a nuestra disposición. 

–         Nuestro mapa del mundo se construye en parte a través de nuestras propias experiencias por lo que cada persona tiene su mapa y no hay dos mapas iguales. 

–         El mapa no es el territorio que representa (A. Korsybski) pero si es correcto tendrá una estructura semejante al territorio y será más útil. Quiero conocer la ciudad de Barcelona, como me guiaré mejor, con una mapa de Catalunya o con uno de Barcelona?.

SUBMODALIDADES

En esencia, una submodalidad es un atributo de una modalidad (auditiva, visual, kinestésica, etc.) Por ejemplo, en la modalidad visual podemos encontrar las submodalidades de brillo, color y tamaño. Estas submodalidades se utilizan con frecuencia en los ejercicios de PNL.

¿Que son las submodalidades Digitales y Análogas?

¿Que son las submodalidades?Submodalidad Digital: es una de dos condiciones. Una bombilla eléctrica puede estar encendida o apagada. La respuesta puede ser “sí” o “no”. Es decir, no puede haber un intermedio.

Por ejemplo, usted sólo puede ver una imagen “desde sus ojos” o “afuera de su cuerpo”, no hay nada intermedio. Puede ver una imagen a color o blanco y negro. Puede ver una parte de la imagen o toda la imagen. En estos ejemplos sólo existen dos opciones. Con respecto a las submodalidades digitales podemos encontrar la asociación/disociación, color/blanco y negro, y enmarcado/panorámico.

Analógica submodalidad: es una característica que se mueve a través de una escala que puede variar entre dos límites.

Por ejemplo, el sonido puede cambiar de fuerte a suave. La luz puede cambiar de brillante a oscura. La temperatura no es sólo caliente o fría, sino que existen muchos grados en el medio.

Esperamos que con la lista que te presentamos a continuación entiendas mejor que son las submodalidades. Te enseñamos una lista por cada modalidad.

Submodalidades Visuales

  • Brillo: ¿La imagen es oscura o clara?
  • Distancia: ¿La imagen está lejos o cerca?
  • Color: ¿La imagen está en blanco y negro o es colorida?
  • Enfoque: ¿La imagen es borrosa o nítida?
  • Tamaño: ¿La imagen es pequeña o grande?
  • Posición: ¿La imagen se ve desde arriba, abajo, izquierda o derecha?
  • Movimiento: ¿Observa una imagen estática o hay movimiento en el recuerdo?
  • Enmarque: ¿La imagen está enfocada en una sola área o es panorámica (se observa todo de una vez)?
  • Asociación: ¿Ve la imagen “a través de sus ojos” o “afuera de su cuerpo”?

Submodalidades Auditivas

  • Volumen: ¿El volumen de los sonidos el alto o bajo?
  • Ritmo: ¿El ritmo de los sonidos es bajo (como una persona hablando en cámara lenta) o acelerado (como una persona hablando 10 veces más rápido de lo normal)?
  • Dirección: ¿De qué posición en el espacio vienen los sonidos? Se puede escuchar adelante, atrás, izquierda, derecha, etc.

Submodalides Kinestésicas

  • Posición en el cuerpo: ¿En qué lugar del cuerpo se concentra la sensación?
  • Peso: ¿Se siente ligero o pesado?
  • Presión: ¿Se siente tenso o relajado?
  • Intensidad: ¿El sentimiento es intenso o despreocupado?

Esperamos que después de leer este artículo entienda lo que son las submodalidades. 

ESTADOS INTERNOS

En PNL los Estados Internos (EI) son los disparadores del estado de ánimo. Y el estado de ánimo a su vez dispara emociones, y las emociones a su vez generan comportamientos (controlados por esas emociones).

Por más que tratemos de “racionalizar”, las emociones  se notan. Ante la aparición de una emoción, como por ejemplo la timidez, por más que racionalicemos “diciéndonos” que para esa situación no es “lógico” sentirnos con timidez, , será muy difícil evitarla, ya que algún gesto o cambio de color en la piel, es decir alguna manifestación desde lo corporal, se hará presente…
El cuerpo no miente, y esto es realmente así!

En la programación neurolingüística, las emociones, que provienen de los estados de animo ,que a su vez provienen de los estados internos( que tienen que ver con las submodalidalidades), tienen su correlato en el cuerpo.
Lo mismo pasa con el enojo. Por más que controlemos nuestras palabras,
cuando el enojo, es pronunciado,  adoptaremos una postura corporal que le corresponde, tal vez levantemos el tono de voz, etc.
Este lenguaje corporal es percibido claramente por otras personas, no estando esto en sí mismo ni bien ni mal, simplemente sucede lo evidente, ya que se da de manera inconsciente…

Uno de los postulados de la PNL afirma que las personas
construimos nuestra propia realidad según nuestros estados internos.

Los Estados Internos  son las imágenes, sonidos y sentimientos que experimentamos para cada situación, y  puedes aprender con tecnicas  pnl ,a modificarlos.

Por ejemplo si tuve una discusión en el trabajo, me iré recordando esa situación, esa imagen , esos sonidos ,las voces de las personas con las que discutí, mi propia voz…tal vez me diga a mí mismo, “debí decir tal o cual cosa…”tal vez siga enojado…

Hay técnicas  de PNL que pueden ayudarte a romper con conductas, con pautas limitadoras ,trabajando directamente sobre estos estados internos, es decir modificando esas submodalidades…

Hay recursos de la PNL con los cuáles puedes producir cambios de conductas que son como automáticas, que aparentemente no se pueden “controlar” o cambiar…

RESPONSABILIDAD DE LA COMUNICACIÓN

Para la PNL, la responsabilidad del resultado de la comunicación es del emisor, y no del receptor, es decir, no hacemos responsable al otro si entendió o no lo que le quisimos decir.

El comunicador, en su intención de hacerse entender, buscara hablar en el idioma y micro idioma de su interlocutor.

PENSAMIENTO SISTÉMICO

El Pensamiento Sistémico (conocido en los círculos no académicos, como el pensamiento del patrón) es una técnica sencilla para dar sentido a las situaciones difíciles y desarrollar intervenciones sencillas para transformarlas.

Tiene sus orígenes en la Teoría de Restricciones (TOC), la teoría del pensamiento inventivo (TRIZ), pensamiento sistémico y la Programación Neurolingüística (PNL), pero es evidente en los ámbitos de la ciencia y la ciencia de sistemas más cognitivos.

El descubrimiento subyacente del pensamiento sistémico es el fenómeno del fractal: situaciones desafiantes son impulsadas ​​por una sola interacción patrón repetitivo. Este descubrimiento fue realizado por primera vez por Gary Bartlett y Bartlett Lynne en 2000.

El pensamiento sistémico permite a las personas obtener deliberada y sistemáticamente penetraciones más profundas de manera significativa en situaciones difíciles y dominio en temas complejos sacando a la superficie la interacción de los patrones que subyacen, impulsan y que regulan. El cerebro humano es un motor de reconocimiento de patrones y de aplicaciones – el pensamiento sistémico se limita a establecer un marco y un proceso simple para el turbo-cargado de la capacidad natural del cerebro para ver patrones y utilizarlos para intervenir de manera efectiva, a nivel de patrón.

Sistémico (a nivel de patrón) Intervención permite a la gente común para mejorar deliberada y sistemáticamente cualquier situación difícil dramáticamente.

sistema adapativo complejo
Las situaciones difíciles son difíciles porque son sistemas adaptativos complejos dinámicamente:

  • Están hechos de muchas partes
  • Que interactúan entre sí
  • En formas que están condicionadas por las interacciones actuales y anteriores

 

El comportamiento de un sistema adaptativo dinámicamente complejo emerge de las interacciones entre las partes del sistema. Hay diferentes tipos de interacción, siendo los más comunes:

  1. Causa efecto
  2. Acción reacción
  3. Bucles de retroalimentación / Los círculos viciosos
  4. Conflicto / Contradicción / Dilema
  5. Los cuellos de botella

Estas interacciones de tipo agravan la complejidad y la respuesta natural del análisis (tratando de dar sentido a las cosas dividiéndolos en sus partes que los componen

NIVELES LÓGICOS DE LA MENTE

Los diferentes Niveles Neurológicos son:

Nivel 1- Espiritual: Es el nivel más profundo y está referido al sentido de nuestra vida, al propósito…por qué estamos aquí, cuál es el sentido de nuestra existencia ,cuál es nuestra tarea aquí.

• Nivel 2-La Identidad: Trata del sentido de sí mismo, los valores principales y la misión en la vida. La pregunta clave es ¿Quién ?

• Nivel 3-Las Creencias y los Valores: Las creencias son las afirmaciones personales que consideramos verdaderas. Afectan esa percepción que tenemos de nosotros mismos, de la gente,del mundo y del universo que nos rodea.

Los valores son convicciones que (generalmente) son invariables ,se mantienen en nuestra vida:la honestidad,la justicia,el amor, la paz,la libertad…nos movemos en base a los valores y además existe una jerarquía de valores.

Las creencias responden a la pregunta ¿por qué? Y los valores a la pregunta ¿para qué?

• Nivel 4 -Las Capacidades: Este nivel tiene que ver con nuestras competencias y aptitudes …aquéllas que empleamos en nuestra vida e involucra a nuestros comportamientos. Respondemos a la pregunta ¿cómo hacer?

• Nivel 5-El Comportamiento o conducta: Se refiere a las acciones y comportamientos puntuales que llevamos a cabo…Remite a la pregunta ¿qué?, y más concretamente ¿qué hacer?

• Nivel 6-El Entorno: es todo lo que nos rodea, aquello a lo que reaccionamos y todas aquéllas personas con las que entramos en contacto.

SISTEMAS REPRESENTACIONALES

La Programación Neurolingüística (PNL) se apoya de los cinco sentidos con los cuales percibimos toda esa información del entorno, la cual procesamos internamente; a estos filtros en PNL se les denominan Sistemas Representacionales y son: Visual, Auditivo, Kinestésico (Gusto, Olfato y Tacto). Dichos sentidos ya los hemos utilizado de forma consciente e inconsciente en la vida cotidiana, incluso en este momento al observar las palabras y percatarte de los ruidos que te rodean.

Como podrás recordar, tendrás muchos momentos en los cuales has experimentado la satisfacción de comer un pastel y distinguir cuál de entre todos es tu favorito (Gusto); también has utilizado la vista para elegir ese vestido o camisa que te hará ver como te lo imaginas (Visual); igualmente tienes esa canción que escuchaste y se te quedó grabada (Auditivo), y me pregunto si puedes identificar a esa persona que la recuerdas por el perfume que traía (Olfato), o mejor aún si llega a ti esa sensación de tus pies sobre la arena a la orilla del mar (Tacto). Como perfectamente lo habrás notado todos los días utilizamos nuestros cinco sentidos en el entorno y por medio de ellos es como percibes las experiencias. De los cinco sentidos depende cómo catalogas esa experiencia ya sea “buena” o “mala”.

La PNL nos brinda formas eficaces y sencillas a las que podemos acceder en todo momento para modificar nuestra percepción de las experiencias de una forma más funcional para nosotros, especialmente en aquellas experiencias que en su momento nos originaron sensaciones de insatisfacción y nos limitaban. Por ejemplo, tómate un momento y recuerda esa imagen de una experiencia insatisfactoria, mantenla en tu mente y modifica el color de la imagen a uno más opaco, ponla lo más lejano que puedas hasta que no la puedas ver, y si escuchas algo ya sea una voz o un sonido en particular bájale el volumen, hasta que no escuches nada; al final te darás cuenta cómo esa sensación de insatisfacción disminuyó o quizás hasta desapareció.

Como podrás experimentar, hay un cambio en la sensación; ahora bien, ya que conoces uno de los usos que le podemos dar a nuestros sentidos a favor de nuestro bienestar, puedes encontrar una respuesta a la pregunta: ¿cómo es que algunas personas pueden sobreponerse por sí mismas a una experiencia insatisfactoria? como podrás concluir la forma en cómo percibimos las experiencias tienen un efecto en nosotros, y si modificamos esa forma de percibir entonces generamos un cambio interno que nos pueda favorecer. Ahora que lo sabes, ¿qué esperas para modificar esas experiencias que hasta el momento te limitan?.

MODELO MILTON

La PNL viene utilizando lo aprendido de Milton H. Ericson como bases de trabajo, y aproximación a estados de comunicación más eficaz, ya que consigue llevar a los sujetos a estados de profundización y desbloqueo.

La mayoría de las personas hemos vivido situaciones en las que estando despiertos perdemos la noción de lo que nos rodea. ¿Quién no se ha sorprendido en alguna ocasión soñando despierto? ¿O pasado horas viajando sin darse cuenta por donde circula? ¿O metido en la trama de una película o una canción, o quedarse extasiado con un paisaje, escuchando a alguien hablar, o con una caricia?

Todos estos son estados de trance o hipnóticos. La diferencia es que en estos casos el trance surge espontáneamente sin posibilidad de utilizarlo concientemente con un objetivo definido y de forma controlada, como en el caso de la hipnosis inducida.

El trance hipnótico es un estado en el que el sujeto se concentra en un objeto o estado de tal forma que pierde noción de todo aquello que lo rodea. Como cuando vemos una película que nos atrapa o escuchamos música. Permitimos que las imágenes o sonidos nos envuelvan, perdemos el contacto con el aquí y ahora, nos concentramos tanto que sólo nos damos cuenta cuando termina. Nos dejamos llevar por la fascinación y vivimos en un estado de conciencia alterado, por el tiempo que dure nuestra atención.

La mente humana es inteligente, sobre todo el inconsciente. Nunca aceptaría una orden impuesta, y menos si llegara a ser perjudicial para el sistema humano. 

Lo característico del método de inducción de Erickson es que no pretende invadir o someter la mente a la dirección del que está guiando la relajación, sino más bien lo ayuda a liberar sus obstáculos para poder vagar por el inconsciente.

Para que la persona llegue a este estado será necesario poner todas las herramientas adquiridas en juego, y tener la suficiente flexibilidad y percepción para calibrar constantemente, registrar todo cambio fisiológico que registrará el estado mental, y sobre todo, manejar las técnicas de sugestión.

Milton Erickson utilizaba el lenguaje de forma consciente para inducir estados hipnóticos. El “hablar vago” permite a los oyentes dejarse llevar, perderse en sus pensamientos, dejar vagar a la mente, barriendo con los obstáculos para llegar al trance eficazmente.

El modelo Milton es opuesto al Metamodelo: mientras uno busca la ambigüedad el otro se basa en la capacidad de utilizar el lenguaje de forma precisa, exacta y detallada.

Los patrones lingüísticos que manejó llevan su nombre en su honor. Los mismos son detallados a continuación:

1. Nominalización: es la utilización de sustantivos abstractos, ambiguos, dándole al individuo la posibilidad de asignarle un valor propio a las palabras. Por ejemplo palabras como:confianza, libertad, belleza,…no son concretas no proponen nada que esté en desacuerdo con la experiencia interior del individuo. Lo que proponen las nominalizaciones no se pueden ver, ni oír, ni tocar, ni sentir. 

2. Verbos Indefinidos: Son útiles a la hora de expresarse difusamente verbos como “vivenciar”, “comprender”, sentir”, aprender”, “solucionar”, “emprender”…

3. Expresiones indeterminadas: Cumplen la misma función que los predicados nombrados anteriormente. Un ejemplo concreto de estas expresiones. Si le decimos a la persona “su mano se cerrará más tarde o más temprano” no estamos imponiendo ningún límite, con lo cual estamos favoreciendo la libre traducción física del hecho sugerido.

4. Enlaces o Conectores Lingüísticos: Para crear un enlace lingüístico debemos emplear nexos, palabras que sirvan de puente entre lo que ya existe y la situación buscada, invitando a la otra persona a reaccionar como si una cosa diera lugar a la otra. La simple conjunción “y” puede ser suficiente. “Está oyendo mi voz y sus párpados le pesan cada vez más mientras se sumerge en una relajación cada vez más profunda”.

Lista de conectores:
- Te genera
- Te ayuda a…
- Mientras tanto…
- A partir de

5. Suposiciones: Se trata de ofrecer dos caminos dando por sentado que la persona aceptará uno de los dos. “Prefiere estar sentado o recostado al momento de escuchar” Estamos dejando sentado que el individuo escuchará, pero le damos libertad para que elija la forma. Una vez que el inconsciente acepte que va a escuchar, la persona sólo tendrá que elegir cómo prefiere permanecer mientras el hecho suceda.

6. Acentuación analógica: Se utiliza para reforzar la eficacia de las órdenes ocultas. La instrucción que importa se acentúa, de manera que la persona sólo la perciba inconscientemente. Se puede variar la voz, subir o bajar el volumen, hablar más pausadamente, etc.

Ejercicio

Observá un individuo que se encuentre en un estado hipnótico cotidiano: puede ser un familiar concentrado en un programa de televisión, un chico haciendo la tarea, una pareja por la calle, etc. Tomá nota de los estados fisiológicos que encuentres.

Utilizando los métodos detallados anteriormente, (nominalizaciones, verbos indefinidos, expresiones indeterminadas, suposiciones, enlaces o conectores lingüísticos) elaborá un modelo de inducción hipnótica. Podés ayudarte con los ejemplos dados anteriormente o utilizar aquellos que te vengan a la mente, y creas conveniente. 

ACCESOS OCULARES

Cuando hablamos, generalmente movemos los ojos en diferentes direcciones. Esto se debe a la forma en que accedemos a esa información. Para ello, existe una pauta neurológica probada que nos explica que está pasando en la mente de la persona que “revolea” los ojos.

Esta pauta neurológica tiene que ver con la información a la que estamos accediendo: si son imágenes, audios, sensaciones, recuerdos o construcciones.

De manera que la dirección en que los globos oculares se dirijan, serán información a tener en cuenta para conocer qué tipo de información está procesando la persona en ese momento.

SISTEMA DE ACCESO OCULAR

¿Qué es el sistema de acceso ocular?

El sistema de acceso ocular es el medio preferido para llevar información a nuestros pensamientos conscientes. Es el sentido interno que utilizamos para remontarnos a una memoria.

Las señales de acceso (dirección de los ojos) son aquellos signos fisiológicos que señalan cómo las personas, en un momento dado, acceden a aquello que los mueve internamente.

La forma como pensamos afecta nuestro cuerpo, y cómo usamos nuestro cuerpo, afecta la forma en que pensamos.

Entonces, la dirección hacia dónde se mueven los ojos es un indicador de cómo se accede a la información, y nos muestra cómo las personas buscan la información que las mueve internamente.

Ejemplo

Vamos a poner un ejemplo, para ser más concretos. Cuando leas la pregunta, tomate unos segundos para ser consciente en la respuesta, luego continúa.

Si recuerdas tus últimas vacaciones, ¿qué es lo primero que se te viene a la mente? Puede que se te vengan imágenes del lugar, que escuches algún sonido característico o también puede que recuerdes como te sentiste.

Generalmente, cuando accedemos a imágenes en nuestra mente, llevamos los ojos hacia arriba. A la izquierda, recordamos y a la derecha construimos imágenes.

Cuando recordamos un diálogo, una voz o un sonido, llevamos nuestros ojos a la línea media hacia la izquierda, y cuando construimos un audio, una conversación llevamos los ojos hacia la derecha.

Cuando accedemos a nuestras sensaciones, emociones e información del tacto gusto y olfato, llevamos nuestros ojos hacia abajo a la derecha. Hacia la izquierda accedemos a nuestro diálogo interno.

PNL: Accesos Oculares

¡ATENCIÓN ZURDOS! Esta es una pauta neurológica que funciona en la mayoría de las personas diestras, es decir, que su mano hábil o de escritura es la mano derecha.

Para las personas zurdas (cuya mano hábil es la izquierda), puede que recuerden hacia la derecha y construyan hacia la izquierda, a la inversa de las personas diestras.

¿Puedo saber si alguien está mintiendo con los movimientos de acceso ocular?

Muchas publicaciones afirman que si alguien mira hacia arriba a la derecha y hace tal cosa con el dedo te está mintiendo. Hay que tener mucho cuidado con ese tipo de información.

La realidad es bastante más compleja y singular para cada persona. Es decir que, varía de persona en persona.

Una mentira es una construcción, con lo cual, al mentir, una persona debería llevar los ojos hacia la derecha. Pero una persona lleve los ojos hacia la derecha también puede estar queriendo buscar las mejores palabras para explicar algo, o simplemente puede estar imaginando. En todos los casos están construyendo y no significa que estén mintiendo.

¿Para qué sirve observar los movimientos oculares?

Los movimientos oculares nos facilitan saber a qué tipo de información está accediendo la persona. Entonces, una de las muchas utilidades de calibrar este indicador mínimo, es acompasar.

Por ejemplo, si observo que la persona tiene muchos accesos oculares visuales (lleva los ojos hacia arriba), yo podría adecuar mis predicados -palabras con base sensorial- al sistema representativo visual: “¿lo ves?”, “es una brillante idea”, “lo veo en perspectiva”, etc.

De esta manera, espejo mi lenguaje verbal con el lenguaje no verbal del otro. Como resultado, tendríamos una comunicación más natural y fluida, “hablaríamos el mismo idioma” compartiendo similitudes en nuestro mapa.

 

ANCLAJES

¿Qué son los anclajes?

El anclaje es una técnica de PNL básica que se aprende en el primer curso de PNL, el Practitioner en PNL.

En el curso de Practitioner se aprenden a utilizar los anclajes con diferentes utilidades, de forma que pueda hacerse con soltura. Una de ellas es poder hacer autoanclajes de conductas, de estados de recursos que nos ayuden en situaciones que pudiesen ser limitantes…, también se practican variaciones de esta técnica con diferentes propósitos: apilado de anclas, integración o encadenamiento son algunas de ellas.

El anclaje consiste en asociar un estímulo, que puede ser visual, olfativo o cinestésico, a un estado emocional. De esta forma, cuando repetimos el estímulo se evocará el estado emocional al que asociamos dicho estimulo cuando hicimos el anclaje. En psicología este hecho se llama “respuesta condicionada”

El origen de los anclajes

Iván P. Pavlov, Premio Nobel de Psicología y Medicina en 1904, investigaba sobre los procesos digestivos de los perros y su salivación ante la comida.

A medida que avanzaba en sus estudios se dio cuenta de que el perro salivaba cuando veía la comida, antes incluso de que se la acercasen e incluso cuando oía los pasos de las personas que le iban a poner el alimento.

Pávlov decidió investigar qué era lo que provocaba esa salivación variando los estímulos: metrónomos, luces, campanas….Hizo sonar una campanilla mientras el perro comía. Tras repetirlo en varias ocasiones descubrió que solo haciendo sonar la campanilla, el perro salivaba, aunque no tuviese delante la comida, ni tan solo estuviese presente.

Al hacer sonar la campanilla ante la presencia de la comida Pavlov creó en el perro una relación entre ambas cosas, esta relación se llama “reflejo condicionado” en Psicología.

El proceso en el que asociamos un estímulo a un estado emocional se llama anclaje. En PNL llamamos ancla al estímulo que dispara el estado emocional al que lo hemos asociado.

A lo largo de nuestra vida generamos, muchas veces sin ser conscientes, múltiples anclas, aquella canción que nos recuerda el primer amor, el sabor de la comida que nos hacia nuestra abuela…

Algunas de las anclas más comunes son el café, el olor a pan recién hecho, la fotografía de un lugar en el que estuvimos de vacaciones, o de un ser querido… Estos ejemplos para muchas personas probablemente serán anclas positivas, ya que nos evocan estados emocionales agradables.

Sin embargo todos tenemos también anclas negativas, que cuando se activan producen recuerdos y emociones desagradables.

Las anclas positivas evocan emociones agradables, nos hacen sonreir, refuerzan nuestra confianza, en resumen nos empoderan.

Las anclas negativas evocan estados emocionales desagradables, nos limitan, nos producen miedo y emociones que limitan nuestras capacidades.

“Toda persona cuenta con los recursos necesarios…” dice una de las presuposiciones de la PNL. Dentro de nosotros está aquel recuerdo, aquella experiencia que puede aportarnos los recursos que necesitamos para afrontar las situaciones que se nos presentan, el dilema está en como acceder a estos recursos en el momento en el que los necesitamos.

Los anclajes nos permiten acceder a nuestros recursos internos en el momento que los precisamos.

¿Cómo hacer un anclaje?

Para realizar un anclaje debemos elegir el estímulo que utilizaremos como ancla, procurando que dicho estímulo sea exclusivo para este fin. Uniéndolo a la vivencia o recuerdo al que deseamos acceder con esa ancla.

El anclaje se realizará recordando vivamente y con todo lujo de detalles la experiencia que hayamos elegido y en el momento en el que las sensaciones sean más intensas.

Para realizar un ancla se pueden utilizar uno o varios de los sistemas representacionales: Visual (colores, formas…), Auditivo (sonidos o palabras) o Kinestésico (olor, sabor, tacto…)

 

REENCUADRE

Todos hemos vivido experiencias o situaciones que no nos han salido como esperábamos, que no se han dado como a nosotros nos hubiera gustado, unas que simplemente nos contrarían y otras más serias que tienen un mayor impacto en nuestras vidas.

Ante estas circunstancias, es importante recordar que siempre vamos a tener la oportunidad de elegir bajo qué punto de vista las queremos situar y, en base a nuestra elección, podremos encontrar más o menos opciones.

Con la técnica del reencuadre, la PNL nos enseña a encarar estas situaciones que consideramos adversas desde una perspectiva diferente, poniendo atención en los aspectos positivos que podemos encontrar como consecuencia de cada una de ellas.

¿A qué llamamos reencuadre en PNL?

El reencuadre consiste en realizar un cambio en la interpretación de la situación que estamos contemplando, encuadrándola de otra manera, lo que nos permite obtener un significado diferente de la misma.

Esto nos da la opción, incluso, de llegar a estar agradecidos por aquello que ha ocurrido, al utilizarlo para encontrar nuevas oportunidades.

Podemos realizar reencuadre tanto del contenido como del contexto en el que ocurre esa situación, cambiando en ambas ocasiones su significado.

Con ello, tanto nuestro estado emocional como nuestras conductas y hábitos se modifican y, de esta manera, ampliamos nuestras posibilidades.

alone-2666433_1280

Cada acontecimiento traerá siempre de la mano un aprendizaje o una oportunidad para realizar un cambio que nos llevará, sin duda, a dar un paso más en nuestra mejora y crecimiento personal.

Conseguimos hacer un buen reencuadre al resaltar la parte positiva de una situación, haciendo énfasis en sus beneficios y aprendizajes, de manera que podremos cambiar los significados traumáticos que nos hacen daño.

No se trata de mirar para otro lado ni de negar lo que ha pasado y decir, sin más, que todo está bien, porque eso sería una forma de engañarnos que no serviría para nada.

Pero lo cierto es que, dándole un nuevo enfoque a esa situación, la carga emocional que nos ha producido se neutraliza y nos lleva a un estado de ánimo mucho más positivo, ayudándonos a poner el foco en lo que queremos conseguir, acercándonos a nuestro objetivo.

Por tanto, podemos preguntarnos qué otra lectura podemos darle a eso que ha ocurrido o cuál es la intención positiva de una determinada acción.

A nivel personal, la práctica del reencuadre me ha aportado grandes beneficios. Es cierto que, al principio, me supuso un esfuerzo conseguir vencer la inercia de mi forma habitual de pensar, pues tendía a instalarme en los perjuicios que cada situación me traía, “regodeándome” de manera totalmente inconsciente en una posición de víctima.

Sin embargo, puedo asegurar que es solamente cuestión de práctica y que, a posteriori, va a enriquecer muchísimo nuestras vidas.

¿De qué manera podemos poner en práctica la técnica del reencuadre?

Cada vez que ocurre una situación, de manera inmediata hacemos una interpretación de la misma, utilizando los filtros de nuestro mapa mental.

Para reencuadrarla, busquemos al menos 3 significados diferentes además del que hemos otorgado en un principio, aumentando así las oportunidades.

Es cierto que muchas veces nos cuesta encontrar otros significados distintos al que le hemos dado inicialmente, otros PARA QUÉ de esa circunstancia justo en ese momento.

Para poder integrar esta manera de recalificar las situaciones de una manera ágil, personalmente me ha ayudado mucho comenzar revisando situaciones pasadas, ya que, desde la perspectiva diferente que nos aporta el paso de tiempo, me ha resultado más sencillo contemplar las consecuencias que llegaron de la mano de eso que consideraba una desgracia.

Se trata de abrir nuevas opciones al mapa de nuestra realidad y, al cambiar el enfoque, nos vamos a sentir mucho más agradecidos y felices.

sky-2667455_1280

Un ejemplo de ello es que, ante la circunstancia de una enfermedad que ha limitado mucho mi vida, he podido reencuadrar esta situación y encontrar varios significados diferentes que me han permitido considerar y estar convencida de todo lo bueno que la ha acompañado, como por ejemplo, se ha puesto de manifiesto el amor y la unidad en la familia, me ha servido para trabajar la aceptación de las situaciones que nos sobrevienen y revisar mi actitud con respecto a ellas y también esta experiencia me ha proporcionado un aprendizaje que voy a poder compartir para ayudar a otras personas que se encuentran en una situación similar.

Esto no resta importancia a la valoración inicial de que he sentido mi vida muy limitada, sin embargo, los aspectos positivos que me ha aportado compensan con creces mi sentir desde lo que es importante para mí en base a mi escala de valores.

Sin hacer este reencuadre, me quedaría instalada en el pesar en lugar de sentir la gratitud que siento ahora.

Una vez que he ido adquiriendo habilidad en reencuadrar las situaciones pasadas, he podido ir poniéndolo poco a poco en práctica con otras situaciones según me están ocurriendo, permitiéndome de esta manera reducir el estrés que me genera en ese momento concreto.

Concluyendo…

Somos responsables activos del significado que otorgamos a lo que nos ocurre, por tanto, trabajemos a nuestro favor incrementando nuestras opciones y encontrando la bendición oculta que cada situación nos ofrece.

 

Escrito por: Elena Albert

INTENCIÓN POSITIVA

Robert Dils (uno de los principales investigadores sobre PNL, desde sus inicios a mediados de los años setenta), alumno y colega de Richard Bandler y John Grinder, también estudió con Milton H. Erickson y con Gregory Bateson. Sus aportaciones al estudio y al desarrollo de la PNL han sido variados y fundamentales, expone en una de sus entrevistas: “Uno de los principios de la PNL más importantes pero a menudo malinterpretado (y por tanto controvertido) es de la intención positiva. Sencillamente, este principio establece que en algún nivel todo comportamiento tiene (o tuvo alguna vez) esa intención positiva. Otra forma de decirlo es que todo comportamiento sirve (o alguna vez sirvió) para un propósito positivo

Una de las frases que encuentro más gráfica es la de “el camino al infierno está pavimentado de buenas intenciones…”. La PNL postula que “todo comportamiento está efectuado buscando una intención positiva aunque el resultado del mismo no sea el objetivo inicial”.

INTENCIÓN POSITIVA COMPORTAMIENTO RESULTADO

Pondremos un par de ejemplos para verlo más claro: Una madre grita (comportamiento) a su hijo porque reiteradamente le ha pedido que recoja su cuarto y no le ha hecho caso, el hijo acaba recogiendo pero mostrando su disconformidad y de mala gana acabando madre e hijo discutiendo (resultado). Cuando a la madre se le pregunta que intención positiva tenía al gritar a su hijo responde: Reconocimiento como madre…

Una persona fumadora (comportamiento) de varios cigarros al dia a la cual el médico le recomienda que deje de fumar porque tiene bronquitis crónica, insuficiencia respiratoria, etc… (resultado del comportamiento de fumar), cuando se le pregunta a la persona cual es su intención positiva fumando la respuesta es: relajarme (esta puede ser una de muchas respuestas que puede transmitir un fumador).

Como vemos los resultados que se obtienen por esos comportamientos no tienen nada que ver con el objetivo o la intención positiva por la cual realizamos ese comportamiento, con lo cual el trabajo que propone la PNL es intentar cambiar el comportamiento, mejorando el resultado y llegando al objetivo…

En el primer caso se le preguntaría a la madre si con ese comportamiento de gritar obtiene el resultado que ella tiene como objetivo (ser reconocida como madre). Está claro que la discusión que se genera entre ambos no es indicativo de que su hijo otorgue ese reconocimiento a su madre con lo cual el trabajo se centraría en el cambio del comportamiento. La solución no es que deje de gritar porque ninguna persona cambiará su comportamiento si no alcanza su objetivo. Si el cerebro no detecta que cambiando esos gritos por una conversación más fluída y profunda con su hijo en la que pueda transmitirle su sentimiento de necesidad de reconocimiento hay un mejor resultado seguirá gritando en busca del objetivo.

En el fumador la solución no es decirle simplemente deja de fumar sino encontrar un comportamiento que cumpla el objetivo primario “relajarme”. En el momento que la persona encuentre un comportamiento que le genere esa relajación podrá plantearse el dejar de fumar.

Cuando se habla de que esta área de la PNL es controvertida se debe a cuando las situaciones en la que debemos buscar una intención positiva están relacionadas con comportamientos como agresiones, vejaciones, terrorismo, etc…

Para tratar el comportamiento no podemos dejar llevarnos por nuestros prejuicios y ahí tenemos que ser muy cautelosos ya que si no encontramos la intención positiva en cualquier comportamiento no podremos tratar de cambiarlo.

Un terrorista comete un atentado (comportamiento) en el que causa varias muertes (resultado) cuando se le pregunta su intención positiva de ese comportamiento responde: “Dejar de vivir bajo la opresión de un estado y que nuestro pueblo sea libre.”

Culturalmente la mayoría de personas no entenderán esa intención positiva y sólo verán que ese comportamiento ha causado muertes, en cambio el terrorista podría argumentar esas muertes como daños colaterales de su misión que es que su pueblo sea libre.

Son situaciones que podemos extrapolar a la violencia de género, maltrato a niños, a animales, etc… Posiblemente en varios de esos comportamientos exista una parte de patología clínica que deberá ser tratada y en otros haya que encontrar el porqué de esos comportamientos, cuándo se empezaron a mostrar y porqué causa. “Empecé a fumar para pertenecer a un grupo (evitar el rechazo), para que me aceptaran empecé a comportarme de tal manera”,”sufrí maltrato de pequeño porque mi padre me quería proteger y cuidar de mi…” Resultado de una imposibilidad de transferir cariño como socialmente es aceptado.

Estamos delante de un tema complicado y que mucha gente no llegará nunca a comprender ni a aceptar que las personas realizan según qué comportamientos con una buena intención para ellos mismos. La PNL presupone que “toda persona toma la decisión correcta en el momento basándose en la información/experiencia que tiene en él mismo.

Aunque en ocasiones actuemos de una forma incomprensible desde una perspectiva consciente, seguramente habrá una buena razón para ello. No afrontar los problemas es visto por muchas personas como “evitar sufrimiento” aún siendo conscientes que ese problema no desaparece al evitarlo. Las herramientas que ofrece la PNL nos invitan a buscar la fuente y no quedarnos en el síntoma.

LINEA TEMPORAL

Un modelo dentro de la PNL: la línea del tiempo

Podríamos decir que la Programación Neurolingüística está constituida por una serie de técnicas y modelos para el desarrollo y mejora personal. Técnicas derivadas de modelar a expertos con especial éxito en estos campos.

Uno de estos modelos y/o técnicas es la línea del tiempo en PNL.

De un modo simple, la línea del tiempo en PNL trata de como el cerebro organiza los acontecimientos (pasados, presentes y futuros). Si el cerebro humano puede recordar, percibir e imaginar, de algún modo tiene que organizarse para distinguir una cosa de otra.

Nuestra primera incursión en la PNL en 2001 (justo antes de formarme como Practitioner) fue a través del libro ‘Introducción a la PNL’ de Joseph O’Connor y John Seymour. Hacen referencia a la línea del tiempo en PNL citando el libro ‘Time line Therapy and the Basis of Personallity’ de Tad James y Wyatt Woodsmall.

Encontramos nuevos e interesantes recursos de PNL, en lo que respecta a este tema, en NLP Coaching.

Un ejercicio para determinar el tipo de nuestra linea del tiempo en PNL

Luego, en la formación de PNL, nos pidieron que realizáramos un ejercicio para ayudarnos a averiguar nuestra línea del tiempo.

El ejercicio consiste en que recordemos e imaginemos una serie de situaciones y luego ver donde quedan situadas nuestras imágenes en el espacio.

Una guía para localizar estas situaciones en nuestra memoria e imaginación puede ser la siguiente:

                    ‘Recuérdate desayunado cuando ibas a la escuela primaria.

                    Luego, recuerda un desayuno durante las pasadas vacaciones

                    Piensa en el desayuno de esta mañana.

                    Imagínate desayunando durante las próximas vacaciones.

                    Finalmente, imagina un desayuno cuando seas muy mayor, después de jubilarte.

                    Es muy probable que para cada situación veas una imagen ¿dónde están situadas estas imágenes?

Antes de continuar, podríamos dedicar un tiempo a hacer este ejercicio. Mejor antes de seguir leyendo, para que no estemos condicionados por las explicaciones que vienen a continuación. Nos será útil para conocer en qué tipo de línea del tiempo en PNL estamos.

Haciendo el ejercicio anterior y después de leer el texto que sigue, podremos contestar la pregunta ¿A qué tipo de línea del tiempo en PNL nos acercamos más?

Los dos tipos de lineas del tiempo más frecuentes ‘a través del tiempo’ y ‘en el tiempo’

Tad James describe dos tipos más corrientes de la línea del tiempo:

‘a través del tiempo’ y ‘en el tiempo’

PNL y la linea del tiempo
Izquierda ‘a través del tiempo’: proyectando y percibiendo pasado presente y futuro al mismo tiempo. Derecha ‘en el tiempo’ el momento (pasado, presente o futuro) en primer plano impide percibir el resto.

En el primer caso (‘a través del tiempo’) las personas percibimos las imágenes formando una parábola más o menos abierta. Con el presente delante, y cerca, de la persona, el pasado a la izquierda y el futuro a la derecha. Pasado y futuro más lejanos cuanto más alejado esté el momento del presente.

En el segundo caso (‘en el tiempo’) el futuro es lo podemos percibir delante y el pasado detrás.

Desde la primera vez que realicé el ejercicio, hemos solicitado a muchas personas de nuestro entorno que lo hicieran. Nos encontramos con dos tipos de percepciones de línea del tiempo en PNL que, podríamos decir, son muy mayoritarias.

Una percepción, ‘a través del tiempo’, exactamente como lo describe Tad James. Imágenes frente a la persona, dispuestas a lo largo de una parábola.

Y otra percepción, cuando las personas sólo podemos ver una imagen al mismo tiempo y delante nuestro. Como si tuviéramos una colección de fotografías y fuésemos viéndolas una a una. La que está a la vista esconde a las demás. No es idéntico a lo que describe Tad James, pero a este tipo de percepción la llamaremos de igual modo, ‘en el tiempo’.

Influencia de la línea del tiempo en la conducta.

¿Los tipos de percepción en cuanto a la línea del tiempo en PNL, influyen en el modo que nos conducimos cada persona?

Podríamos decir, sin temor a equivocarnos, que sí.

Podremos observar que las personas con percepción ‘a través del tiempo’ tienen mayor tendencia a estructurar el pensamiento y a establecer conexiones causales (influencia del pasado, en el presente y el futuro).  Tienen tendencia a planificar y acostumbran a tener, además, una alta motivación por el estudio y aprendizaje. Parece lógico, el aprendizaje ayuda a sentirse preparados para hacer frente a la incertidumbre del futuro.

Por el contrario, las personas con percepción ‘en el tiempo’, tienen mayor enfoque al presente y más facilidad para saltar de una idea a otra, con tendencia al pensamiento lateral. Están más motivadas por las tareas creativas y por la variedad de las mismas. Además, manifiestan sus pensamientos con mayor espontaneidad.

Ahora podemos comprobar si nuestras neuro conductas coinciden con el tipo de línea del tiempo en PNL que hemos identificado con el ejercicio anterior.

Llegados aquí se nos abren muchas preguntas:

¿Cuáles son los fundamentos cerebrales de la línea del tiempo en PNL?

¿Qué tipo es mejor para nosotros? ¿Vale la pena que cambiemos?

¿Cómo podríamos mejorar, si lo consideráramos necesario?

RESILIENCIA

La resiliencia es la capacidad que tienen los individuos para enfrentar, reaccionar y salir fortalecidos después de experiencias dolorosas, que impactan en todas las áreas de vida.
 

 

En algún momento de la vida nos enfrentamos a este tipo de situaciones, que afectan nuestro plano emocional, provocando tristeza, angustia, enojo, depresión, apatía, ansiedad.

 

No es sobrevivir a pesar de todo. Es la capacidad de sobreponerse, que se manifiesta de modo diferente en cada individuo, supone cambiar el enfoque y empezar a mirar hacia delante para proyectar el futuro.
 
En este proceso la personalidad y el entorno interactúan recíprocamente.
Recursos personales y sociales, autoestima consistente, lazos afectivos significativos, la creatividad, humor positivo, red de pertenencia, posibilitan dar un sentido a la situación presente y permiten el surgimiento de alternativas de solución frente a la situación adversa.

 

Características de las personas resilientes

 

*La introspección. Que nos permite examinarnos, encontrar respuestas positivas frente a situaciones adversas, buscando los recursos que nos permitan accionar.

 

*La independencia. Mantener distancia emocional y física de la situación conflictiva, sin caer en el aislamiento.

 

*La interacción. Relacionarnos satisfactoriamente con otras personas. Buscar modelos, referentes, permitirnos recibir apoyo.

 

*Creatividad. Capacidad para crear nuevas situaciones de orden a partir del caos que posibiliten plantear nuevos objetivos superadores.

 

*Sentido del humor. Espíritu de positividad que permitan dar cabida a la esperanza como fuente de inspiración.

 

*Conciencia moral. Todos nuestros valores y creencias expansivas que sustentan nuestra identidad.

 

En los casos de duelos es fundamental que el entorno facilite la expresión del dolor, en este caso la escucha activa permitirá que afloren las emociones, permitiendo la contención, la confianza, comprendiendo la situación y respetando los tiempos del proceso, facilitando la recuperación.
 
El amor es el factor de resiliencia más poderoso.

 

Somos resilientes por naturaleza.

 

La PNL ayuda a las personas y grupos a atravesar situaciones adversas aprendiendo de las experiencias, haciendo conscientes los recursos que permiten recobrar el estado de bienestar.
 
 

PROCRASTINACIÓN

“procrastinar” es el equivalente a “dilatar”, término que deriva de dilación, que nada tiene que ver con dilatación. Para que nos entendamos, procrastinar significa ni más ni menos que “dejar para mañana lo que tienes que hacer hoy” ¿te suena ahora?

El segundo término, o mejor sus siglas (PNL), son la abreviación de una ciencia reciente cuya traducción significa “Programación Neuro Lingüística”

No pretendo aquí explicar qué es la PNL, eso sería materia de otro post, pero sí resumir diciendo que el término lo forma la expresión lingüística (lo que decimos y cómo lo decimos) unido a lo que está ocurriendo en nuestro interior (los programas o automatismos de nuestro sistema neuronal, cómo estamos funcionando, o cómo estamos en nuestro interior en el momento de expresarlo).

Y es que las personas revelamos mucha información cuando hablamos. Lo hacemos con el mensaje, con el tono, con la velocidad, con el lenguaje corporal que va con todo esto y con muchos matices más que suelen acompañar a la comunicación.

Estoy intentando explicar aquí cómo funcionamos la mayoría de personas en nuestro comportamiento cotidiano bajo criterios de la PNL. Por qué hacemos lo que hacemos que, en ocasiones, está tan alejado de la lógica y del sentido común.

Lo primero que debes saber sobre el asunto de procrastinar es que todos lo hacemos. Lo segundo es que es una cuestión de grado, es decir, para algunas personas es algo ocasional o infrecuente mientras que para otras es algo habitual y permanente (nota que habitual viene de “tener el hábito de”).

Lo realmente importante de tal comportamiento son las consecuencias que ese mal hábito tiene para cada uno. Mientras que a algunas personas les ocasiona ligeros retrasos e inconvenientes, a otras personas les afecta más o menos gravemente en sus vidas.

Pero pongamos la terminología en contexto:

¿Te ha ocurrido alguna vez que tienes que hacer una tarea grande o pesada, o enfrentarte a un problema, añadámosle que sean importantes e incluso urgentes, que has comenzado a agobiarte, y que has acabado jugando a algún juego o realizando una tarea absolutamente irrelevante, pero satisfactoria, para desconectarte? (Uf, lo siento, vaya preguntita me ha salido, pero no soy capaz de resumirla).

Suelen ser tareas o situaciones que consideramos ingratas, pesadas, difíciles, o conflictivas y que, por alguna causa, nos ponen “de mal cuerpo” ¿recuerdas ahora algún caso? Llamar por teléfono, planchar, la declaración de renta, ir al dentista, o una simple conversación con alguien cercano, son a menudo tareas que evitamos, que postergamos y que dejamos para otro momento, “porque consideramos que éste no es el adecuado”.

Lo cierto es que cualquier otro momento tampoco lo será, ya que no es cuestión del momento sino de mi estado emocional que cambia cuando me enfrento al asunto. Y como es el propio asunto el que me genera el estado, será lo mismo mañana o el mes que viene. Mismo sentimiento, mismo comportamiento: procrastinación.

Y ahora la gran cuestión: ¿por qué lo hacemos?

Pues digamos que tenemos unos programas, que tenemos actitudes motivadoras y actitudes desmotivadoras:

Pongamos que estás en la cama, sabes que tienes que levantarte para limpiar la casa, pero decides darte la vuelta y dormir un rato más, solo 5 minutos… Y ahí es donde está la cuestión, el deber y el sentido común acaban de ser arrojados a la basura para ganar unos minutos de placer a sabiendas de que luego te arrepentirás, que deberás correr, ir presionado y que estrás enfadado contigo mismo por ser tan débil.

Para entender por qué actuamos así, debemos ralentizar el momento en que ocurre el malestar, descomponer esos milisegundos en fotogramas para poder observarlo. Y si así lo decidimos, entenderlo para cambiarlo, pasar de una actitud desmotivadora a una motivadora que nos impulse a la acción.

Procesando…

  1. recuerdas que tienes que hacer…”la tarea”
  2. se te pone mal cuerpo y decides no hacerla.

Algo está fallando, un simple recuerdo no es una persona o una cosa, es inerte, no te ataca ni te habla ni te presiona. Aquí falta alguna pieza. Así que vamos a descomponerlo un poco más, vamos a ver lo que realmente ocurre en tu inconsciente, es decir, lo que procesa tu mente inconsciente sin que seas consciente de que está ocurriendo.

  1. recuerdas que tienes que hacer…”la tarea”
  • Antes del paso 2: (esto sucede en un instante, no pasa por la mente consciente, no lo ves) te conectas con una imagen o situación en que te enfrentaste a algo parecido. En esas imágenes hay algo molesto (esfuerzo, malestar, sudor, dolor…), y ese recuerdo dispara una emoción.
  1. La emoción genera una sensación corporal (nudo en el estómago, contracción de algunos órganos, la sangre se desplaza a la frente o la cara que se calientan, presión en el pecho…) Entonces es cuando decides no hacerla.

En pocas palabras, si ante una acción determinada el cuerpo dice “sí”, lo haremos sin problema. Pero si ante una acción el cuerpo dice “no”, es casi seguro que no lo haremos, que procrastinaremos.

Probablemente ahora estés de acuerdo. Probablemente recuerdes algunos casos en que tu comportamiento ha sido así. Y probablemente te sientas identificado. Tal vez te cueste salir de la cama, enfrentarte a algo: Simplemente se ha disparado una técnica desmotivadora.

¿Y cuáles son las técnicas motivadoras? Pues muy fácil, se disparan, también inconscientemente cuando corres o estás impaciente por hacer algo que te gusta o que te da placer, cuando no te importa levantarte a las 5 de la mañana de un domingo para hacer algo que sabes que disfrutas. Te has conectado a un momento que ha disparado imágenes de felicidad, gozo o placer.

Y ahora la pregunta final:

¿se pueden cambiar técnicas desmotivadoras por técnicas motivadoras?

La respuesta es que sí, puede hacerse. Es algo que probablemente no esté en tu mano, pero sí en las de un experto titulado (ojo con los intrusos).

Básicamente se trata de cambiar la imagen negativa que te lleva a procratsinar por otra positiva que te impulse a la acción, como visualizar y focalizarse en la tarea acabada o dificultad ya resuelta. Es decir, en el resultado y no en el proceso.

SCORE

El método SCORE fue ideado por Robert Dilts, un psicólogo norteamericano experto en neurolingüística. De hecho, él fue uno de los pioneros de la llamada Programación Neurolingüística, junto con Richard Bandler y John Grinder.

Se llama método SCORE porque esta última palabra corresponde a las iniciales de las acciones que propone el modelo. En inglés, el idioma original, SCORE significa: Symptom Clause Outcome Resourc Effect. En castellano, las iniciales de esta sigla se han traducido de la siguiente manera:

  • S: Estado presente o Síntoma.
  • C: Causa.
  • O: Estado deseado u Objetivo.
  • R: Recurso.
  • E: Efecto esperado.

El significado de cada elemento

Antes de señalar cómo se debe aplicar el método SCORE, veamos con mayor detalle lo que significa cada uno de sus componentes. Es importante, en todo caso, señalar que lo recomendable es realizar el análisis en el orden propuesto y no de otra manera. Veamos pues de qué se trata cada elemento:

  • S (Estado presente o Síntoma). Corresponde a la definición del problema, en términos de sus síntomas. Por ejemplo: No tengo cómo pagar las cuentas de fin de mes.
  • C (Causa). Tiene que ver con los hechos OBJETIVOS que generan este problema. Lo ideal es definir la causa inmediata (presente) y la causa mediata (pasado). Por ejemplo: Gasté el dinero del mes en otras cosas; no tengo orden en mis cuentas.
  • O (Estado deseado u Objetivo). Aquí defines lo que QUIERES hacer, no lo que debes o sería aconsejable. Por ejemplo: Quiero tener suficiente dinero.
  • R (Recurso). Responde a la pregunta: ¿con qué cuento para lograr mi objetivo? Puede ser algo externo o interno. Por ejemplo: Tengo un auto que puedo vender para salir de deudas. O: Tengo oportunidad de pedir un ascenso pronto.
  • E (Efecto esperado). Responde a las preguntas: ¿Qué conseguiría si lograra mi objetivo? ¿Cómo me afectaría a mí y a quienes me rodean? Por ejemplo: Tendría que gastar más en transporte. O: Tendría menos tiempo para mi familia en un nuevo cargo.

La aplicación del método SCORE

A veces hacer la reflexión sobre cada uno de los puntos anteriores es suficiente para llegar a la posible resolución de un problema o a la definición de un objetivo claro. En otras ocasiones, aún haciendo ese análisis aún quedan dudas. En esos casos hay que realizar un paso adicional para aplicar correctamente el método SCORE.

Quienes trabajan con este método aconsejan volverlo muy gráfico. Es decir, en lugar de realizar el ejercicio en una pequeña libreta, lo mejor es valerte de cartulinas grandes pegadas en la pared, una por cada letra de SCORE. Los programadores neurolingüísticos aseguran que esta disposición de los objetos contribuye a ampliar la perspectiva.

También puedes aplicar este modelo valiéndote de cartones en el piso. Hacer un cartel que diga META y pararte sobre él. Al frente tendrás cartones con cada una de las letras y simplemente das un paso y te paras sobre la que quieras, cada vez. En este caso no hay que seguir el orden establecido y se puede volver a cada letra tantas veces como sea necesario.

El propósito final del método SCORE es que definas lo que quieres hacer, de una forma realista. Cuando uno sabe lo que realmente quiere, las ideas y las propuestas fluyen. Muchas veces nos confundimos simplemente porque no tenemos claro lo que deseamos.

 

LENGUAJE GENERATIVO

El lenguaje es un componente esencial, tanto cuando nos comunicamos con los demás como respecto a nuestro lenguaje interno.

Existe el lenguaje descriptivo y el generativo de realidades Cuando contamos algo que nos molesta, nos quejamos, justificamos errores, explicamos, hablamos del pasado o de lo que no podemos concretar estamos en el lenguaje descriptivo. Este lenguaje como interno no produce ningún cambio en esas situaciones que queremos modificar y nos deja en el mismo lugar en el que no queremos estar. Si usamos ese lenguaje descriptivo con los demás, a lo sumo podremos obtener una escucha automática o recreativa pero no nos aportará nada en el proceso de comunicación. El lenguaje generativo es aquel que utilizamos no para quejarnos ni justificarnos sino para crear nuevas realidades. Un lenguaje generativo nos permite hacer pedidos claros sobre lo que necesitamos, ofertas al otro para interactuar, y generar compromiso. Modificar realidades requiere no sólo el compromiso del otro sino el propio. Cuando mediante el lenguaje contamos una situación pero damos el paso de identificar nuestras emociones, qué nos limita, qué necesitamos pedirle a un cliente, a un jefe, a un empleado, a nuestra pareja o a nuestros hijos y podemos ser claros y precisos estableciendo una comunicación para el cambio, mejorar nuestras relaciones y crear una nueva realidad obteniendo los cambios que necesitamos y coordinando acciones. A eso podemos llamar generar una nueva realidad. Cuando nuestro lenguaje interno es generativo, salimos de esa queja y justificación para declarar qué queremos y que no queremos y en función de eso diseñamos las acciones que necesitamos. Un lenguaje positivo y generativo cambia nuestra emocionalidad y nuestra conducta y nos permite comunicarnos eficazmente con los demás.

MARCO DE REFERENCIA

"El paciente ha muerto, pero la operación ha sido un éxito", te diría un cirujano con mucha referencia interna. Bajo su punto de vista, su actuación ha sido excelente, independientemente del resultado. Ni necesita ni le interesa la aprobación de los demás. En cambio, una persona con mucha referencia externa hace las cosas pensando en agradar a los demás y no mueve un dedo hasta estar segura de que cuenta con la aprobación o el consenso del resto. "Si todos me dicen que tengo que tirarme de un puente, yo me tiro", puede llegar a pensar.

 
 

La persona con referencia externa es la que necesita el reconocimiento de sus compañeros, la palmadita del jefe, un ascenso o un aumento de sueldo para sentir que está haciendo las cosas bien. A la persona con referencia interna, en cambio, le da igual que le den un premio, le digan lo buena que es o le nombren empleado o empleada del mes. Si siente en su fuero interno que ha hecho las cosas bien, cualquier opinión de sus compañeros o sus superiores al respecto le resulta irrelevante.

 
 

En el deporte, los auténticos cracks, los verdaderos genios, los deportistas más top poseen un marco de referencia interno potentísimo que les ayuda a ser los mejores en su especialidad. Estos deportistas confían en sus propios criterios y, sobre todo, en sus sensaciones para evaluar su rendimiento y tomar sus propias decisiones, independientemente de lo que sus entrenadores o preparadores físicos puedan demostrarle con datos objetivos sobre su juego o su estado de forma.

 
 
 
 

Referencia interna

 
 
  • Usan sus propios criterios para evaluarse.

  • No les importa la opinión de los demás.

  • Son testarudas y les cuesta obedecer.

  • Acostumbran a tener la autoestima alta.

  • Para influir en su opinión hay que apelar a su propio criterio: “tú lo piensas y me dices algo”, “lo importante es que tú lo veas claro”, “escucha a tu corazón”.

 
 
 

Referencia externa

 
 
  • Buscan la aprobación de terceros.

  • Tratan de agradar a todo el mundo.

  • Necesitan ser dirigidas y supervisadas.

  • Acostumbran a ser personas inseguras.

  • Para influir en su opinión hay que apelar al criterio de los demás: "¿qué piensan tus amigos de esto?", "quiero explicarte cómo veo yo este asunto", "he leído que la mayoría elige esta opción".

 
 

Existen dos submodalidades del marco de referencia: la referencia interna con verificación externa y la referencia externa con verificación interna. Se entiende fácil con un par de ejemplos. Si una persona que tiene referencia interna con verificación externa y va a comprarse ropa, entrará en la tienda y escogerá las prendas que considere que necesita o más le favorecen. Pero después de probárselas, llamará a una dependienta o un dependiente para que le resuelva alguna duda antes de decidir con cuales se queda como, por ejemplo, si tienen una talla más de aquella camisa o si puede meterse en la secadora aquel pantalón. Una persona que tiene referencia externa con verificación interna, seguramente entre en la tienda y se vaya directa a buscar a un dependiente o una dependienta para que le asesore sobre qué ropa le favorece más o resulta más adecuada para ella. Pero luego se la probará y decidirá qué se queda y qué no, según su propio criterio.

 
 

El marco de referencia se construye con el tiempo, está relacionado con el estrés y, como todos los metaprogramas, depende del contexto. Así que, si alguien lleva muchos años haciendo lo mismo y acumula una gran experiencia sobre algo, lógicamente tendrá un fuerte marco de referencia interno sobre ello. Y al contrario, cuando alguien no tiene experiencia en alguna cosa, es posible que necesite utilizar un marco de referencia externo para poder desenvolverse en ese ámbito.

 
 

Es cierto que tener referencia interna te aporta una personalidad fuerte, gran autoestima, y seguridad en ti mismo. Cualidades que debe tener un buen líder, porque no puedes ser un buen líder si tienes que perder el tiempo preguntando siempre su opinión a los demás antes de actuar. Ahora bien, un verdadero líder también ha de ser capaz de absorber eficazmente la información del exterior.